3 lecciones aprendidas para ahorrar en la vuelta al cole!

¿Sabes sumar 100 + 150 + 200? Seguro dirás – Chily, pero qué suma tan sencilla! La respuesta es 450! -.  Sin embargo, cuando te diga que son: 100 Euros en materiales de colegio, 150 Euros en uniformes y 200 Euros en libros de texto estarás de acuerdo en que ésta es una de las sumas más complicadas y difíciles del año! Y me quedo corta con las cifras!

Al parecer, los españoles gastamos una media de 450 Euros por hijo en la vuelta al colegio! Multiplícalo por 2, por 4, por 6 hijos… es un trago duro de pasar! ¿Te suena conocido? Es un gasto que debemos hacer, pero que podemos amainar con algunos pequeños trucos!

3 lecciones aprendidas para ahorrar en la vuelta al colegio

Cuando mi primer hijo entró al colegio, no me pesaba tanto el mes de septiembre, ya que uno está con la emoción de su primer día de clase, la intriga de la novedad y  la ilusión de acompañar a nuestro hijo en su primera etapa estudiantil.

Debo reconocer que cuando revisé la casi interminable lista de todo lo que necesitaba un niño de 3 años me quedé asombrada! ¿En serio un niño que no llega al metro de altura necesita tanto? Mmmm, a eso habría que darle una vuelta. En todo caso, evidentemente a medida que la familia crecía, el mes de septiembre me pesaba cada vez más.

Es por eso que hoy quiero compartir contigo 3 lecciones aprendidas a la hora de tratar de ahorrar un poco en la temporada de inicio colegial.

1. Usar lo que ya tenemos. Si damos una vuelta por casa, entre los cajones y escritorios, seguro tenemos un montón de lápices, rotuladores, gomas de borrar, carpetas, tijeras, pegamentos y libros de texto de cursos pasados que podemos utilizar. Probablemente al poco tiempo nuestro hijo necesitará otro, pero por lo menos nos sirve para “diferir” el gasto y hacerlo el siguiente mes, en Octubre o Noviembre. Lo mismo con los uniformes, a veces es sólo cuestión de ajustar un botón o subir/bajar una basta o dobladillo. Una idea es hacer una lista de lo que tienes y de lo que no tienes, para luego hacer una “compra inteligente”.

2. Usar efectivo, en vez de tarjeta de crédito y ponerse un presupuesto estimado. Pagar por los artículos, materiales, textos y uniformes en efectivo nos permitirá tener mucho más detalle en la cantidad de dinero que estamos destinando a una u otra cosa y a mantenernos dentro de nuestro presupuesto.

El que diga que nunca le ha pasado que ha tenido que pagar a final de mes más de lo que pensaba en su tarjeta de crédito o bien miente o es de otro planeta!

Usar un presupuesto en efectivo nos ayudará a tener más control. Podemos empezar por comprar las cosas más importantes y esenciales para luego adquirir las cosas que podrían ser secundarias. Verás que siempre nuestros hijos necesitarán mucho menos de lo que nos piden o de lo que creemos que necesitan!

3. Poner un límite al “último grito de la moda”. Esta creo que es la parte más complicada. Nuestros hijos a partir de cierta edad se empiezan a fijar en lo que lleva el resto de la manada!

Preferirán la mochila de no se qué artista, los zapatos deportivos de no se cuál deportista o marca y los lápices de colores de no se qué dibujo animado. A ver, creo que sí hay que darle sus gustitos a lo niños, pero seguro no necesitan llevar todo conjuntado con el mismo “advertisement“!

El punto es: normalmente los artículos con publicidad suelen ser más caros, por lo que podríamos pedir a nuestros hijos que elijan un artículo con su artista o muñeco preferido y para el resto buscar las marcas más clásicas y de toda la vida.

¿Tienes algún otro truco o consejo que pueda servir para ahorrar en la vuelta al cole? Bienvenido! Éstas son sólo algunas ideas que podrían servir! El mes de Septiembre y Octubre puede sernos bastante cuesta arriba. Sin embargo, prever un poco las cosas y organizarnos mejor con un poquito de antelación nos ayudará a ahorrar notablemente!

Un abrazo,

Chily

Related Posts

1 comment